//Pastor orando por abdomen de Jair Bolsonaro
Bolsonaro

Pastor orando por abdomen de Jair Bolsonaro

Jair Bolsonaro, 63 años, candidato a la presidencia de Brasil, recibió hace unos días una puñalada en el abdomen que le provocó graves heridas. Ocurrió este 6 de septiembre en Juiz de Fora, ciudad del Estado de Minas Gerais. Necesitó una intervención de urgencia, en una situación de shock por la pérdida de sangre y estando su vida en peligro. Salió del quirófano después de muchas horas de cirugía, y después de haber recibido casi 300 puntos y con una colostomía, por estar afectado su intestino grueso.

Fue trasladado a Sao Paulo, al Albert Einsten, uno de los mejores hospitales del país. El político no podrá salir a las calles en por lo menos dos semanas, tiempo en que sus adversarios políticos continúan con sus campañas electorales.

LAS PREGUNTAS SOBRE EL ATENTADO

El autor del atentado, Adélio Bispo de Oliveira, al ser detenido, afirmó que estaba “cumpliendo una misión divina” y muchos medios de prensa afirmaron que se trataba de un evangélico, algo que su familia negó. Después del atentado contra la vida de Bolsonaro, muchas especulaciones y teorías surgieron en las redes sociales. Las autoridades aún no han concluido las investigaciones, pero hay fundadas sospechas de que el agresor no habría actuado solo.

A pesar de decir que está desempleado, la policía federal identificó que fue miembro del partido Socialismo y Libertad (PSOL) y en sus redes sociales hablaba sobre la candidatura de Lula, expresidente que aun intenta a través de recursos en la Corte Suprema poder concurrir en las elecciones del próximo 7 de octubre. También le fueron localizados cuatro celulares y un notebook en su propiedad.

En el mismo día que fue detenido ya tenía cuatro abogados, que no revelan quien les está pagando. El candidato estará en recuperación en el Albert Einstein, donde debe pasar por nueva cirugía en los próximos días.

“FUE UN MILAGRO”

Desde el atentado, varios líderes evangélicos piden oraciones por la recuperación del político, que ya afirmó haber sido un “milagro” el no haber muerto en el atentado. Silas Malafaia, un conocido pastor estuve en el hospital y grabó un video, donde Bolsonaro explica su convicción de que Dios lo guardó en todo lo ocurrido.

Pero lo que se ha hecho viral entre los evangélicos de Brasil es una foto publicada por el pastor Reuel Bernardino, presidente de los Misioneros Gedeones de la Última Hora, un conocido ministerio de las Asambleas de Dios. En la imagen, tomada cuatro meses antes de la puñalada, se ve cómo oran por Bolsonaro poniendo su mano en la zona del abdomen donde sufrió la puñalada.

La instantánea fue tomada cuando el político participó en el Congreso Anual de este ministerio el pasado 29 de abril. De acuerdo con el relato de Reuel, fue el pastor Dorgival Timoteo, misionero de los Gedeones en Japón, que estaba en Brasil en esta fecha, quien sintió el deseo de orar por el abdomen del presidenciable, momento que se ve en la foto viral. Reuel entiende que el gesto puede ser visto como un acto de “providencia divina” protegiendo a Bolsonaro donde iba a ser herido.

El gesto de Bernardino hacia Bolsonaro fue catalogado como una “medida del cielo”.

Cabe destacar que este evento donde coincidieron estos dos personajes, se realizó el 29 de abril del presente año.

En la actualidad son muchas las teorías que hay alrededor del atentado que sufrió el candidato a la presidencia de Brasil, Jair Bolsonaro. Aún no concluyen las investigaciones y ya surgen múltiples hipótesis de que pudo haber pasado, como que el atacante no actuó solo.

Líderes cristianos evangélicos aún piden oración por la recuperación de Bolsonaro, ya que se afirmó que está vivo de milagro.